Conectarse

Recuperar mi contraseña

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 21 el Sáb Ago 16, 2014 10:42 am.
Daniel Blake
WEBMASTER

Perfil - MP
Erin Rhapsody of Oblivion
ADMINISTRADOR GRAFICO

Perfil - MP
No Paradise In Darkness

Una amenaza se cierne sobre nosotros III, "Una revelación inesperada" [Minako, Legolas, Rika & El Narrador]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Una amenaza se cierne sobre nosotros III, "Una revelación inesperada" [Minako, Legolas, Rika & El Narrador]

Mensaje por Invitado el Mar Mar 06, 2012 4:45 am

Después de varios minutos corriendo por los pasillos oscuros y silenciosos de palacio, llegamos por fin a un conjunto de escalinatas de piedra fría, cubiertas por musgo, aisladas de las zonas más comunes del edificio y, sobretodo, con una gran pendiente hacia abajo.
Las bajé primeramente para asegurarme de que el druida estaba allí. Era un elfo muy anciano, ancianísimo. No contaba con la edad, los conocimientos o el poder de Galadriel, ni mucho menos con sus dotes mágicos o su juventud indescifrable, por lo que estaba menos activo que ella y sus palabras no escondían ni mucho menos tanta sabiduría como las de la reina. Todo el reino de Tharnassus lo respetaba y veneraba, fue acogido por la realeza muchos siglos antes. Se le había ofrecido una habitación magnífica como a los nobles, podía haber tenido un espléndido laboratorio donde llevar a cabo sus ungüentos y brebajes y, sin embargo, siempre afirmó querer nada más que un cuarto acogedor en el subsuelo del castillo con unas cuantas estanterías para guardar sus ingredientes y tener libre albedrío para escapar al monte Fusaku y recoger hierbas de la pradera en vez de acceder al jardín o a los invernaderos propios de palacio. Era un hombre muy honrado, solitario y experimentado en la materia, así que nadie contradecía sus peticiones y lo aceptaban con alegría entre los elfos.

-¡Señor, señor!- Aporreé el portón de abeto húmedo que había para entrar a su escondrijo, observando con cierto temor los calabozos, muchos metros lejanos a la habitación del viejo druida élfico, que aún vacíos y abandonados desde siempre, me recordaban que incluso entre los elfos existía el mal... Nos recibió, desaliñado y ojeroso, con una vela blanca y desgastada que amenazaba arder entre sus dedos y nos dio paso, comprobando la urgencia de la situación.
-Necesitamos una cura y rápido.- Tendí a la chica boca abajo en la mesilla rectangular que servía a modo de camilla e indiqué a Minako que dejase a Artemis a su lado, ya que era pequeño y el espacio era más que suficiente.- Encárguese del gato, Artemis está mucho más grave que ella y su supervivencia es vital para todos... yo procuraré sanar a la niña, señor...

Cogí unas hojas de verbena y eucalipto, me conocía el protocolo, así que extraje la flecha de su espalda y comencé a limpiar la herida abierta y aún sangrante con agua tibia y dichas hojas.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Una amenaza se cierne sobre nosotros III, "Una revelación inesperada" [Minako, Legolas, Rika & El Narrador]

Mensaje por El Narrador el Mar Mar 06, 2012 11:32 am

El olor a hiervas aromaticas y madera humeda inundaba todo el lugar. Era una pequeñísima habitación repleta de muebles llenos de todo tipo de pergaminos, frascos, plantas y objetos curativos así como libros sobre el mismo tema y multiples manchas de cera fría sobre el suelo. La iluminación era muy tenue, prácticamente se podía decir que estaban a oscuras y el ambiente era muy cálido y acogedor pese al pequeño desorden en el cual sólo el druida Aïnor podría encontrar lo que anduviese buscando.

Pese a la urgencia de la situación, el anciano se mantenía muy tranquilo. Su pelo blanco extremadamente largo y sedoso cubría gran parte de su rostro, y su barba, terminada en pico llegaba prácticamente hasta el pecho. Sus ojos estaban siempre entrecerrados y reflejaban paz y sabiduría élfica.

Al dejarles entrar, la puerta fue cerrada con magia y lo primero que hizo fue saludar al príncipe con una ligera reverencia a modo de respeto para luego dirigirse hacia Artemis. Con suma delicadeza y estirando siempre los dedos de sus manos, cogió un frasco que contenía un liquido color anaranjado, unas hojas blancas nacidas de los árboles mágicos del reino de Eldamar y los colocó sobre una mesa muy cercana a la camilla de madera donde el felino y la chica se encontraban. El gato sufre. Su energía se está consumiendo, pero habéis logrado traerlo a tiempo. pronunció entonces el anciano con aquella voz tan característica. Sus manos tentaron al felino y con mucho cuidado lo colocó boca arriba, posando dos dedos sobre la zona de su corazón y cerró los ojos. Aguanta amigo mio... la fuerza de Tharnassus está contigo.
avatar
El Narrador
Administrador
Administrador

Masculino
Juego de Rol
P.Vida:
10/10  (10/10)
P.Ataque:
50/50  (50/50)
P.Defensa:
50/50  (50/50)

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una amenaza se cierne sobre nosotros III, "Una revelación inesperada" [Minako, Legolas, Rika & El Narrador]

Mensaje por Invitado el Mar Mar 06, 2012 11:52 am

Cogí a Artemis y Legolas a la asesina y fuimos corriendo lo más rápido que pudimos a buscar a un druida elfo. Ambos heridos se encontraban bastante graves e inconscientes. Iba corriendo apretando levemente las heridas de Artemis tal como me dijo Legolas para retrasar su empeoramiento y minimizar la périda de sangre.

Tuvimos que avanzar a través de terrenos empinados hasta llegar al subsuelo del castillo, un lugar cercano a las mazmorras, y supe que habíamos acabado nuestro camino cuando Legolas llamó al druida. Entramos a su casa y la puerta se cerró mágicamente tras nosotros. La estancia estaba bastante oscura y algo desordenada pero era acogedora. Dejé a Artemis al lado de su agresora en una camilla de madera tal como me indicaron. No podía hacer otra cosa salvo mirar, yo no sabía como curar a mi amgio ni como ayudarles, solo podía desear que todo saliese bien. Puse mi mano izquierda a la altura del corazón, más aliviada cuando el anciano curandero dijo que habíamos llegado a tiempo, a la vez que recordaba que antes de salir del dormitorio había cogido el Cristal de Venus por si algo más ocurría.

Legolas y el druida comenzaron a tratar a los heridos usando numerosas hierbas, hojas y pócimas muy aromáticas. Permanecí espectante.

-Artemis...-susurré recordando muchas de nuestras aventuras juntos y esperando que esta no fuese la última.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Una amenaza se cierne sobre nosotros III, "Una revelación inesperada" [Minako, Legolas, Rika & El Narrador]

Mensaje por Invitado el Miér Mar 07, 2012 4:45 am

Apliqué un par de gotas de un brebaje color granate que estaba ardiendo sobre la herida de la asesina, que comenzó a humear levemente, señal de que el líquido mágico estaba surgiendo efecto. Luego cogí un poco de algodón para colocarlo sobre el agujero ya limpio en su espalda y lo adherí a su piel con una hoja capaz de pegar cosas de un árbol muy extraño que solo crecía en Fusaku.

-Ella ya está curada.- Dije, depositando la flecha manchada de su sangre humana en la diminuta chimenea, para quemarla y librarme de ella.- ¿Tiene Artemis salvación, curandero Aïnor?- Pregunté, acercándome a Minako para ver al pobre gato. El druida tenía razón, Artemis era muy fuerte y la magia élfica estaba de su lado.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Una amenaza se cierne sobre nosotros III, "Una revelación inesperada" [Minako, Legolas, Rika & El Narrador]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.